Nueva ceiba en el Templete

Plantan una nueva ceiba en el Templete. ¿Un símbolo, una señal?

La devolvieron. Plantan una nueva ceiba en el Templete.

Ayer fue una jornada que quedara para la memoria de muchos cubanos marcada por la esperanza. En resumen fue un día muy especial para algunos en materia de optimismo. El departamento del tesoro de los EU anuncio medidas que flexibilizarían para siempre el embargo estadounidense a la isla.
No es menor para la cultura inquieta de nuestros compatriotas que ayer también fue repuesta la ceiba del Templete habanero. ¿Un símbolo, una señal? Para muchos puede que lo sea. Al final lo último que se pierde es la esperanza y el cubano ha sido siempre estoico con sus sueños y sus creencias, por lo que la simbología tropical bien puede interpretar esto como un síntoma de progreso.
La ceiba anterior residió en el Templete desde el año 1960 hasta el presente, fue talada el pasado 11 de febrero, luego de sufrir el deterioro producido por una plaga de comején.  Esta nueva planta, oriunda de las Terrazas, en Pinar del Río llego al Templete luego de haber recorrido más de 100 kilómetros, para asumir su roll en la tradición centenaria.

Llega una pinareña a reinar en La Habana

Cada víspera del 16 de noviembre, fecha en que fue fundada la ciudad de la Habana, el lugar es testigo de una peregrinación donde miles de habaneros le dan tres vueltas a la ceiba, echan una moneda a sus raíces y en silencio, formulan un deseo con la esperanza de que se les cumpla. Ahora el sagrado árbol con su sombra y su cobijo volverá  a recoger los ruegos de los cubanos, que con fe y esperanza pedirán deseos mientras la hacen testigo de sus sueños y añoranzas.
Lea: Habaneros de todo el mundo le hablan a la ceiba del Templete. Recogido por la revista “La Habana elegante”

Iroko, como le llamaban a la Ceiba nuestros antepasados africanos, fue el único árbol que sobrevivió cuando la cólera de Olodumare decidió secar la tierra. De sus raíces poderosas, resistentes, divinas, bebieron los sobrevivientes hasta que pasó el tiempo de la Ira. Como ayer,
nuestra Ceiba nos acoge y protege. Como ayer, seguimos vivos a su sombra. Gracias Morán por hacerla posible para mí en el desierto de California este 14 de noviembre.
Madeline Cámara

Leave a Reply

*

Be sure to include your first and last name.

If you don't have one, no problem! Just leave this blank.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.